Yehude Simon Munaro, segundo vicepresidente del Congreso plantea la unión de  todas las fuerzas políticas para “abrir una nueva página, de unidad”, y así fortalecer la presencia del Estado en las zonas de selva donde actúa el narcoterrorismo.

Consideró necesario construir un consenso sobre el plan estratégico integral para el desarrollo del Valle del Río Apurímac y Ene (VRAE), donde los rezagos subversivos se han aliado con el narcotráfico.

Añadió que esa especie de plan maestro debe contener diversas iniciativas que permitan una presencia efectiva del Estado, para ganarle terreno al narcoterrorismo que se ha asentado en esa área agreste de la selva por el abandono de varias décadas.

“Hay que abrir una nueva página, de unidad en el país, lo que significa que el Ejecutivo convoque los partidos políticos con el fin de consensuar un plan VRAE que plasme la colaboración de las fuerzas democráticas del país y de todos los peruanos”, dijo a la Agencia Andina.

Simon manifestó que el Ejecutivo necesita de todo el respaldo del Congreso en la lucha contra el narcoterrorismo, por lo que debe existir una comunicación constante, “sin colocar algún tipo de trabas”.

Agregó que “no debe existir una división entre el Legislativo y el Ejecutivo” en este tema.

“Consensuar las políticas es la clave contra la subversión, este flagelo es el enemigo y no el Gobierno Central o los partidos políticos; para eso necesitamos de la unión, algo que se aplicó con mucho éxito en países como Colombia”, refirió.

Simon insistió en su planteamiento para convocar una reunión entre el jefe del Gabinete, Óscar Valdés, y todas las bancadas, a fin de tratar de manera reservada sobre el estado de la lucha contra esa amenaza y cómo colaborar en ese objetivo.

Simon insistió en su planteamiento para convocar una reunión entre el jefe del Gabinete, Óscar Valdés, y todas las bancadas, a fin de tratar de manera reservada sobre el estado de la lucha contra esa amenaza y cómo colaborar en ese objetivo.

Anuncios

Los comentarios están cerrados.