GESTIÓN DE 17 ALCALDES LE DEBE 2 MILLONES DE SOLES A EPSEL

Publicado: 18 agosto 2014 en Alimentos y bebidas, DESARROLLO, Economía, ETICA Y MORAL, Lambayeque, Lucha Contra La Corrupción, Noticias y política, Regidor, SEGURIDAD ALIMENTARIA, Valores, VIVIENDA

Una actitud nada transparente sigue poniendo en práctica un buen número de alcaldes de la región, quienes lejos de predicar con el ejemplo incumplen deberes tan básicos como necesarios, los cuales se convierten en el perfecto mal ejemplo para sus ciudadanos, a quienes, anecdóticamente, sí le exigen cumpla con sus obligaciones tributarias.

FOTO fiscal jpg

Es común ver, sobre todo en pleno calor de la campaña electoral (para varios reeleccionista), que estas autoridades se paseen por sus pueblos jóvenes y asentamientos humanos llevando: polos, gorras, mandiles, y todo lo que pueda atraer a los ciudadanos a cambio de su preferencia.

Sin embargo ¿por qué no convocan a la masa electoral para que mediante su rendición de cuentas se ganen nuevamente la confianza del elector de manera transparente? En esta nota periodística, quizá usted pueda hallar una respuesta.

En esta edición, Semanario ‘El Fiscal’ advierte las deudas de:
Municipalidad de Ferreñafe es 309, 058. 33 nuevos soles;
Municipalidad de Chiclayo, 43,308.70 nuevos soles;
Municipalidad de Lambayeque, 225,006.73 nuevos soles;
Municipalidad de Ciudad Eten, 117, 362.17 nuevos soles;
Municipalidad de Puerto Eten, 88, 549.02 nuevos soles;
Municipalidad de Íllimo, 45, 065.37 nuevos soles;
Municipalidad de Jayanca, 92, 523.13 nuevos soles;
Municipalidad de Mochumí, 16, 535.00 nuevos soles;
Municipalidad de Mocupe, 49, 952.70 nuevos soles;
Municipalidad de Olmos, 106, 663.30 nuevos soles;
Municipalidad de Oyotún, 124, 142.65 nuevos soles;
Municipalidad de Picsi, 28, 041.30 nuevos soles;
Municipalidad de Pimentel, 79, 764.72 nuevos soles;
Municipalidad de Reque, 180, 124.84 nuevos soles;
Municipalidad de Santa Rosa, 63, 773.00 nuevos soles;
Municipalidad de Túcume, 107, 619.83 nuevos soles;
Municipalidad de Zaña, 166, 217.94 nuevos soles, todo por el servicio no cancelado de agua y en algunos casos alcantarillado.

Para esta investigación, personal periodístico el Semanario El Fiscal solicitó al funcionario responsable de Acceso a la Información Pública de la Entidad Prestadora de Servicios de Saneamiento de Lambayeque (Epsel) vía oficio, copia de la relación de comunas de la región Lambayeque que adeudan por concepto de servicio de agua y desagüe.

Luego de 12 días hábiles, el oficio recién tuvo respuesta, la cual de manera sorpresiva daba a conocer oficialmente la deuda con la escalofriante cifra de 2 millones 019 mil 097.71 nuevos soles; además confirmaba que son 17 los municipios morosos que se niegan a honrar sus deudas, mientras que a un ciudadano común y corriente, Epsel le corta este mismo servicio apenas deja de pagar dos meses. ¿Por qué gozan de este privilegio los municipios, por qué no se les corta el servicio sin son usuarios comunes como cualquier otro?

Epsel es una empresa que tiene una serie de deficiencias económicas para brindar un buen servicio a la población, el servicio de agua en muchos distritos es por horas, pero a pesar de ello cobran como si brindarán el servicio normal, esto avalado por la Superintendencia Nacional de Servicios de Saneamiento (SUNASS).

Lambayeque y Ferreñafe, siendo capitales de provincia y flujos de turismo, no cuentan con el servicio de agua las 24 horas del día, una de estas justificaciones era que las redes ya habían cumplido su ciclo de vida. Sin embargo, en el caso de Lambayeque ya se ha cambiado todo este sistema y el problema persiste.

Estos son pequeños aspectos, por los que Epsel debe informar el por qué hay ciertas preferencias con los municipios, donde los alcaldes son accionista de esta empresa y se supone deben dar el ejemplo a los 133 mil usuarios que dice Epsel tiene como clientes.

VERSIÓN OFICIAL.
Para conocer la versión oficial de Epsel, acudimos en busca del gerente general de esta empresa, Néstor Salinas, quien nos detalló que cuando llegó hasta su oficina la solicitud que presentamos para acceder a dicha información recién tomó conocimiento de esta millonaria deuda y como recién tenía un mes en este cargo no conocía al detalle las acciones que se estaban ejecutando, por lo que pactamos una entrevista en su oficina con el gerente Comercial, Ítalo Alarcón Villanueva, a las 9 de la mañana del día siguiente de nuestra visita.

Cumpliendo lo acordado nos constituimos al local de Epsel y fue recién a las 12:15 de mediodía que iniciamos el diálogo y el gerente comercial. Desde un inicio, Ítalo Alarcón, nos manifestó su desacuerdo de entregarnos la información porque sabía que dicha investigación se iba a hacer pública y temía que los alcaldes se le vayan “encima” al sacar a la luz esta millonaria deuda, mencionó.

“Pese a esto, nosotros cumplimos con entregar la información haciendo el hincapié de nuestra preocupación. Estas deudas vienen arrastrando desde el año 1998, recién estoy en el cargo desde el 7 de mayo del 2014 y he dado la orden de hacer efectiva esta deuda sin mirar quiénes son los que deben.

Con la primera autoridad edil que me reuní y tuve un encontrón fue con la alcaldesa de Monsefú, Rita Ayasta, quien me dijo que en los medios de comunicación radial estaba siendo duramente cuestionada (al parecer por esta deuda), pero le dije tajantemente que le hemos dado un plazo y si no paga se le va a tener que cortar el servicio, eso es lo que haremos en los próximos días, porque ella misma me ha indicado que no tiene de dónde pagar la deuda”, expresó el funcionario.

Asimismo, nos informó que ante la negativa de hacer efectiva la deuda, tomó acciones con el siguiente municipio de Ferreñafe cortándoles el servicio en todas las conexiones.

“Al día siguiente vino el alcalde a cancelar una parte de la deuda firmando un convenio por el resto de la deuda, este convenio se tiene que respetar. En Lambayeque también fuimos y se está por firmar un convenio, porque nosotros como empresa debemos impuesto predial. A los municipios de Túcume, Olmos y Pacora también le cortamos el servicio. El alcalde Otto Santamaría me llamó para que le restableciera el servicio, pero la solución es que pague, no hay otra. A los que les estamos cortando el servicio recién vienen a firmar convenios”, expresa.

MAYOR ACCIONISTA.
La Municipalidad Provincial de Chiclayo concentra la mayor parte de acciones y pese a que cobra al día sus tributos por concepto de Limpieza Pública, algunos puntos de los parques donde tienen el servicio de agua, no cumplen con cancelar a la fecha, por lo que también han sufrido cortes.

“A algunos puntos que administra el municipio de Chiclayo también le hemos cortado el servicio. Son 26 municipios a los que nosotros le brindamos el servicio y tenemos solo 14 cortadores de agua que son de planta y cubren el 90% de Chiclayo, porque es en ese punto donde se concentra la mayor parte de recaudación. Existe un promedio de 133 mil usuarios de agua y el índice de morosidad es del 5% aproximadamente, por lo que también contratamos a la empresa Triveca para que brinde este servicio de corte, pero tenemos que estar fiscalizando a esta servis que realmente haga su trabajo y hasta la multamos por no hacer bien este servicio”, incide.

MALTRATO.
Según Alarcón Villanueva, el personal de corte sufre atentados físico cuando van a proceder con las personas que incumplen con pagar al día.

“En Batangrande y Oyotún nuestro personal de corte de servicio tuvo que salir corriendo porque los usuarios se oponían a que se les corte el servicio, hay toda un cultura de no pago.
La Gerencia Regional de Educación está por abonarnos 171 mil soles, que es la deuda que mantienen con Epsel por dos meses de recibo en los colegios de la región, a quienes nosotros también les hemos cortado el servicio.

A la Sanidad de la Policía Nacional también le suspendimos el servicio de agua y ya se pusieron al día con su deuda. En estos dos meses estamos tomando acciones y en un mes estimamos deben haber novedades de la deuda de los municipios”, finalizó.

LA LEY DEL ‘EMBUDO’…
Marco Castañeda Serrano, secretario nacional de los Trabajadores de Agua Potable y actual secretario de Defensa de Epsel, es uno de los convencidos que el directorio de la empresa es el primer responsable de estos hechos son los propios accionistas (alcaldes).

“Indudablemente que esta deuda forma parte de una propia responsabilidad de quienes forman el accionariado de nuestra empresa, que son los alcaldes. Cada autoridad edil debe dar el ejemplo al momento de honrar sus deudas, porque de lo contrario cualquier vecino o usuario también va a dejar de pagar y pedirá estar en la misma condición de un municipio, que es no pagar y seguir teniendo el servicio de agua y alcantarillado”, opina.

Castañeda Serrano recuerda que en una oportunidad el directorio tomó la decisión de darle la oportunidad a los municipios para que se pongan al día, pero al mostrar la deuda actual, se dio cuenta que no hay ningún interés de recuperar este dinero.

“Nosotros queremos que todos paguen, que no haya privilegios. No es justo que se den este tipo de casos.

Aquí no hay ningún negociado entre los alcaldes y el directorio, es difícil, pero lo que sí hay, es un favorecimiento a los alcaldes para no cobrar esta deuda y sigan gozando del servicio de agua y alcantarillado. El Defensor del Pueblo debería tomar este caso, porque hay una desigualdad de obligaciones y el pueblo es el perjudicado, mientras las autoridades gozan del privilegio de no cortar el servicio. El gerente general tiene un mes y no le podemos exigir mucho. Él tiene la voluntad de hacer bien las cosas, lo que tenemos que ver aquí es cómo solucionar este tema sin buscar enfrentamiento con nadie, ya no estamos para esas cosas los dirigentes”, adiciona.

Por último, el dirigente nacional señala que la deuda tiene que cobrarse, porque ya tiene un antecedente de varios años y porque en tres meses se aplicará la nueva Ley Nº 345 y la nueva gestión que viene tendrá que tomar medidas unilaterales cortando el servicio como se hacía antes, para evitar que influya como antes lo hacía un gerente o presidente del directorio y se les restablecía el servicio. Aquí el único responsable es el órgano colegido que es el directorio, porque es allí donde se fijan las políticas económica, legales, técnicas, sociales, ellos son la máxima autoridad de la empresa”, apuntó.

TEXTUAL
“Al tomar conocimiento de esta deuda voy a pactar una reunión de emergencia con representantes de los municipios, para iniciar la negociación del pago íntegro de toda la deuda”
Néstor Salinas
Gerente general Epsel

Fuente: Semanario El Fiscal

Anuncios

Los comentarios están cerrados.